jueves, 20 de abril de 2017

Por Trece Razones-Jay Asher



Editorial: Nube de Tinta

Precio: 16.10 €

Título: Por Trece Razones

Autor/a: Jay Asher

Número de páginas: 304 pág.

Puntuación: 5/5





Sinopsis



No puedes poner freno al futuro.

Ni reescribir el pasado.

La única forma de revelar los secretos es... darle al «Play».
Una caja, trece caras de casete, trece culpables y una víctima.
Apenas han pasado dos semanas desde el suicido de Hanna, cuando Clay encuentra una misteriosa caja en la puerta de su casa. La caja contiene unos casetes que serán el comienzo de un perverso juego que involucrará a todos los responsables de la muerte de Hanna.



Comencé a leer este libro ya que me entere de que iban ha hacer la adaptación en Netflix. Y quise leérmelo antes de que empezara, aunque ya llevaba bastante tiempo queriéndomelo leer y el último empujón fue la noticia de que estrenaban la serie.

El libro nos cuenta la historia de Clay  y comienza cuando encuentra una caja misteriosa en el porche de su casa. Al abrirlo descubre que son cintas con números en sus dos caras. La caja también contenía un mapa con estrellas dibujadas.

Cuando comienza ha escuchar las cintas y escucha la voz de Hanna Baker se nota de repente un cambio drástico en su comportamiento. En el libro explica cada historia a la perfección como también como poco a poco Clay se va obsesionando más con ellas ya que si las tiene eso significa que él también sale en ellas.


Se nota desde un principio que Hanna Baker para él no era solo una compañera de clase o una amiga sino algo más. Y todo culmina cuando escucha su cinta.

Que digamos este libro es bastante complicado en el sentido
emocional, ya que mucha de la gente con la que he comentado el libro me han dicho que conectaban más con Clay que con Hanna. Que ella es una dramática y que lo saca todo de sobremanera. En pocas palabras que lo que le pasaba a ella era nada comparado con lo que le podría haber pasado, pero yo soy una de esas que entienden mejor a Hanna.

No se por que. Llamarme dramática, como ella, pero yo la comprendo ya que yo también pase por una etapa de 12 años de "bullying" y si, si hubiera sido como Hanna hace bastante que no estaría aquí, pero yo he luchado duro para no llegar al punto de esta protagonista.

Y por eso cada vez que me acercaba más al final, que sabía como terminaría, me paraba y lo dejaba días por el dolor que sentía al leerlo. Me ponía en la piel de ella y eso me mataba. Llegaba a ponerme a llorar por cualquier cosa que leía y me obligaba a cerrar el libro y esperar algunos días para volver a la misma rutina. Por eso tarde mucho tiempo en leerlo, creo que fueron uno o dos meses.

Igualmente yo creo que ha habido un antes y un después en mi vida después de este libro. Así que no digo más y hasta la próxima reseña.



No hay comentarios:

Publicar un comentario